¿Iker Casillas y Sara Carbonero se separan? El futbolista se suma a las andanzas y ella a su profesión

Iker Casillas y Sara Carbonero están enfrentando una gran tormenta, pues luego de pasar frente a los medios como unas de las parejas más estables de la industria, ahora se demostraría lo contrario 

La periodista Sara Carbonero no la estaría pasando del todo bien. La prensa rosa afirma que no levanta cabeza. Al parecer los problemas de salud que sufre han hecho que su matrimonio con Iker Casillas la lleva a contar los últimos días de esta relación. 

La también modelo, recibió meses atrás una oferta profesional que le hizo recuperar la esperanza, y por un momento pensó que su situación sentimental iba a mejorar. No obstante, Sara Carbonero ha vuelto a sufrir un duro golpe que le ha devuelto a la realidad. La periodista ha puesto un gran empeño en poder solucionar el desgaste que sufre su relación. 

Sin embargo, la prensa refleja que esto no llegaría a buen término, debido a la pasividad que demuestra Iker Casillas. Pese a esto la pareja ha querido darse una oportunidad, una que para muchos inició cuando decidieron irse a Oporto tras el cambio en la carrera profesional de Sara Carbonero.

Antes de oficializar su relación sentimental con el futbolista, Sara Carbonero tenía una trayectoria periodística envidiable. Había conseguido trabajar en importantes medios de comunicación y, siendo muy joven, muchas empresas se peleaban por tenerla en su plantilla. Sin embargo, todo cambió cuando se enamoró de Iker Casillas. 

A raíz de esto, hicieron pública su relación retransmitiendo un beso que fue visto por millones de espectadores y, desde entonces, la situación laboral de Sara Carbonero dio un giro dramático. La periodista pasó a formar parte de la noticia, por lo que ya no la querían por su talento, sino por su fama. De esta manera; mientras la carrera de su pareja no paraba de crecer, la suya se fue apagando.  

¿Sara Carbonero lo dio todo por amor?

Por ello, Sara Carbonero renunció a su vocación para dedicarse al amor que sentía hacia el futbolista. El matrimonio se instaló en Oporto hace cinco años y, poco después, empezaron los problemas sentimentales. Según ha reconocido, Iker Casillas desatendió las necesidades de su mujer, y se dedicó plenamente a su vida profesional.

Iker Casillas y Sara Carbonero. Foto Instagram

Pese a esto, hubo un momento en el que fue consciente del problema. Así que, decidió dejar atrás sus errores mudándose de nuevo a Madrid. La periodista recuperó la ilusión con el gesto que tuvo su marido y, una oferta laboral, hizo que volviera a luchar por su matrimonio. No obstante, esta batalla ha durado poco dice el portal Cotilleos.es. 

La razón sería que tanto Iker Casillas, como Sara Carbonero desde un principio, fueron vistos como la pareja perfecta. Desde hace más de una década, sus nombres ocupan las portadas de todas las revistas de la prensa rosa. Ambos se convirtieron en un ejemplo para sus fanáticos, y para muchos famosos que quieren seguir sus pasos, debido a que tienen una trayectoria profesional brillante, dos hijos maravillosos y un matrimonio que se muestra muy estable.

Sin embargo, muchos aseguran que su etapa dorada podría estar llegando a su fin. Pues hace un año, se filtró una información que les hizo mucho daño: estaban atravesando una dura crisis sentimental. Iker Casillas y Sara Carbonero se empeñaron en desmentir los rumores, y siguieron esforzándose para que su matrimonio funcionase. Pero, después de mucho intentarlo, la pareja, al parecer está a punto de rendirse. ¿Será cierto esto?

Según el portal Cotilleo, todo hace pensar que ya han hecho efectiva la separación, pues se afirmaría que cada uno vive en un domicilio distinto, y es que se dio a conocer que Iker Casillas y Sara Carbonero viven separados, luego de que se encargaran de hablar con muchos periodistas para desmentir su crisis matrimonial.

En 2019 celebraron su boda en secreto, y todo hace pensar que quieren repetir la misma estrategia con su separación. “La pareja estaba debilitada, han pasado un bache gordo. Pero, ahora están muy bien”, aseguró el fotógrafo Jordi Martín en Viva la vida. Sin embargo, la revista Diez Minutos, desmintió las declaraciones de este periodista. Porque al parecer, el futbolista y su mujer viven en domicilios separados desde que terminó el verano. 

Más Noticias

Más Noticias